PA$IÓN POR LA FOTOGRAFÍA

Pa$ión por la Fotografía

Ninguna queja  es más común que aquella por escasez de dinero.

–Adam Smith-camera-925633_960_720

Y es cierto. Muy frecuentemente las personas se lamentan del poco dinero que tienen, de lo poco que ganan o de la situación económica que los acoge en cierto momento. Si todas estas circunstancias fueran pasajeras no tendríamos por que prestarles mucha atención, así como la posibilidad de un nublado después de varios con buen clima.

El problema radica en que día a día experimentamos la misma sensación (por que en realidad no es una situación) y simplemente no encontramos la manera de salir de ella.

¿Cómo me afecta esto como fotógrafo?, déjame decirte que en mucho. Aunque tener una situación económica complicada puede afectar a personas de diferentes profesiones y ramos comerciales, cualquier profesión relacionada a las artes como lo es la música, la pintura, el cine, la fotografía, etc., disciplinas que conllevan un alto nivel de creatividad e imaginativa, son las que generan un mayor grado de insatisfacción financiera en el individuo.

La mayoría de los fotógrafos inician su carrera con un objetivo en mente: desarrollar al máximo su pasión. La fotografía se convierte en nuestro estilo de vida desde que somos jóvenes, vivimos y experimentamos a través de la fotografía. Somos fieles a la expectativa equivocada del fotógrafo viajero que recorre el mundo tomando fotografías de lugares excéntricos y exquisitos. Perseguimos la idea de ser el fotógrafo de estudio  que publica fotografías de celebridades en las revistas más reconocidas, o simplemente, ser aquel fotógrafo cuyo estilo impacta en la fotografía publicitaria. La frustración se presenta en el momento en que aquello que perseguimos simplemente no logramos conseguirlo.

A photo by Steven Lewis. unsplash.com/photos/r4He4Btlsro

Si te encuentras en esta situación es momento de que empieces a hacer las cosas de manera diferente, déjame decirte como:

1 – Aprende a recibir dinero por tu trabajo. Por pasión (o por necesidad) podemos hacer casi cualquier cosa, incluso cobrar muy poco por nuestros servicios. Regálate la oportunidad de recibir el pago por tus servicios por lo que realmente valen y no por la emoción que te generan. No te sientas mal por ello, la pasión seguirá viva pero tendrás más dinero.

2 – Busca a tus clientes ideales. Deja de invertir tu tiempo en conseguir clientes que no necesitas, enfócate a buscar a aquellos que reconocen tu trabajo, le dan el valor a tu tiempo y te pagan de manera puntual (¡Si existen!).

Si no has conseguido buenos clientes hay que empezar a buscar en otros lados. ¿pasas todo el día promocionando tus servicios en redes sociales?¿subes tu trabajo a grupos de discusión en internet?¿tienes más amigos fotógrafos que posibles clientes en tu cuenta de Facebook?¿estás invirtiendo más tiempo en redes sociales que en relaciones públicas?…entonces: esa es la razón por la que tienes malos clientes.

Con toda certeza te puedo decir que tus clientes pasion2potenciales no te están buscando en redes sociales. Para conseguir a tus futuros clientes es necesario concertar citas y agendar reuniones. Invierte el mayor tiempo posible en la prospectación de tu próximo proyecto.

3 – Construye valor económico. Olvídate por un momento de incrementar tu prestigio, enfócate a generar dinero inmediato. El prestigio es un valor cada vez menos reconocido y la fama se ha convertido en pasajera.

Cuando hayas conseguido la estabilidad económica verás lo sencillo que es seguir construyendo tu prestigio, y entonces, conseguirás aún más dinero.

4 – El vicio ocioso del reconocimiento. Siempre buscaremos ser reconocidos, aplaudidos y venerados. El dilema radica en que el reconocimiento es temporal y no genera valor que pueda ser tangible de forma económica. El reconocimiento nos hará sentir bien por un momento, es un vicio por que siempre buscaremos más.

Por todo esto le llamo Pa$ión, por que es una búsqueda de superación y realización económica, la cual, no destruye, denigra o se contrapone a tu esencia de artista, por el contrario, te permite obtener los recursos necesarios para desarrollarte de manera integral en tu profesión.

A photo by Joshua Earle. unsplash.com/photos/Dwheufds6kQ

 “La vocación, a diferencia de la profesión, no considera un plan económico personal o de negocios, por tanto, no es materia de este tema.” 

– Omar Corona, Fotógrafo –

Comenta esta nota...

comentarios