Fotografía de Bodas

Por : Debora Fossas

Comenzaré con esta frase: No hay nada nuevo bajo el sol…

sony-tlaco-47

Las primeras fotografías de bodas datan de finales del siglo XIX, en ese entonces la importancia estaba en fotografiar a los novios para publicar un par de rígidos retratos en alguna revista de sociales, siempre tratando de imitar a la burguesía y la aristocracia. Desde ese entonces cientos de miles de fotógrafos han fotografiado bodas.

sony-tlaco-92sony-tlaco-32sony-tlaco-95

 

 

 

A partir de los años 90s gracias a la industria de revistas del corazón y Hollywood, los fotógrafos de bodas comenzaron a adquirir un poco de prestigio, los famosos se casaban y ya no buscaban los rígidos retratos, así que muchos fotógrafos se dieron a la tarea de buscar nuevas propuestas para éste genero, que estaba en demanda de mayor creatividad. De ésta búsqueda por salir del típico fotógrafo de sociales, comenzó un auge, sobre todo en Estados unidos por hacer fotografía de bodas, así que fotógrafos que antes hacían moda, still life, producto, documental dejaron de ver con desprecio las bodas y se creó una industria que iba a la par de la demanda de futuras novias, tanto en decoración, flores, banquetes, maquillaje, etc y muchos de los fotógrafos que ahora nos dedicamos a esto somos producto de aquel boom.

Echar un vistazo al pasado siempre nos puede dar una pista de por que hacemos lo que hacemos, no es casualidad que las fotografías de boda que ahora vemos tengan mezcla de diferentes métodos o estilos, es importante ver cual es éstos nos llama la atención, con qué tipo de imágenes nos identificamos personalmente, que es lo que queremos ofrecer a nuestros clientes, es más, que tipo de clientes queremos tener, una vez que hemos contestado a éstas preguntas podemos identificarnos con ciertos autores.
Una vez que tenemos en la mira a los fotógrafos que nos gustaría seguir en estilo y tendencia, el siguiente paso es ver y ver y volver a ver miles de fotografías, todo el tiempo, ahora con el acceso al trabajo de muchos fotógrafos por medio de internet es fácil seguir su trabajo, pero la verdadera experiencia esta en trabajar con alguien que tiene el estilo con el que nos identificamos, ver de primera mano trabajar con alguien nos da la pauta para desarrollar nuestro trabajo y estilo.

sony-tlaco-13sony-nahima-57El desarrollar un estilo dentro de la fotografía de bodas también va relacionado con nuestra formación y gusto personales, por ejemplo yo soy historiadora del arte y dentro de mi trabajo siempre procuro por gusto y satisfacción personal hacer algunas fotos con una propuesta diferente, que al final a pesar de ser algo más personal, es el sello por el cual muchos clientes me buscan.

En la fotografía de bodas considero importante no solo buscar que es lo que queremos reflejar, si no a la vez saber que estamos fotografiando un evento único e irrepetible, es algo que no puede fallar, tenemos que ir bien preparados para todo tipo de situaciones, yo en particular considero mi trabajo más hacia lo documental, por el hecho de que me gusta captar momentos íntimos y particulares y las emociones de cada pareja y familia, pero sé que tengo que ser flexible y adaptarme a todos tipo de situaciones, desde nervios de la novia, regaños del sacerdote, prisa, malas condiciones de luz, y es por eso que además de desarrollar un estilo debes ir bien preparado para afrontar problemas técnicos, debes confiar en tu cámara y poder reaccionar a alta velocidad a diferentes situaciones, en una boda nada está bajo control, y la manera en uno como fotógrafo si pueda estar bajo control y saber cómo reaccionar a diferentes situaciones, es con experiencia, el estilo se desarrolla a la par de ésta, al final para crear imágenes con un estilo, simplemente hay que ser uno mismo, expresar lo que se necesita expresar, porque en el fondo todo viene de una necesidad de crear, hay que hacer las cosas como a uno mismo le gusta, pensar las cosas y experimentarlas, aprender tanto de errores como aciertos.

Es importante comprender y vivir la experiencia de fotografiar una boda, hay que saber dar dirección a los novios, ser prudentes, porque es un momento muy significativo para la vida de nuestros clientes, poder convivir con cientos de invitados, ser tolerantes con las tías y sus ipads, y saber dar a cada cliente lo que esperan de las fotos de su boda, por que el fotógrafo tiene un estilo, pero cada pareja y cada boda te dan situaciones distintas a la cuales tienes que adaptar tu forma de fotografiar.

Te sorprenderá lo que puedes hacer y no sabías de ti mismo, cada boda es una prueba diferente, tanto físicamente, mentalmente como técnicamente, de la experiencia, nace el estilo, se refuerza y se hace único.

sony-tlaco-17sony-tlaco-31

sony-tlaco-106

Comenta esta nota...

comentarios